Cerca de 140.000 desplazados por conflictos armados

Cerca de 140.000 personas han sido desplazadas en Birmania (Myanmar) desde septiembre a causa de los conflictos armados que afectan varias zonas del oeste y noreste del país, informa Naciones Unidas.

La mayoría de desplazados son miembros de la minoría musulmana rohinyá, en el estado Rakhine, afectados por la campaña de castigo que las fuerzas de seguridad iniciaron tras el asalto armado del 9 de octubre contra tres puestos de la Policía fronteriza.

Según la Oficina de Coordinación para Asuntos Humanitarios (OCHA) de la ONU, 74.000 de estas personas se encuentran en campos de refugiados en Bangladesh mientras que otras 20.000 son desplazados internos que siguen en Rakhine. Otros 36.000 personas han tenido que abandonar sus hogares en los estados Shan y Kachin a causa del recrudecimiento de los combates entre el Ejército birmano y una coalición de guerrillas de minorías étnicas en el noreste del país. Unas 20.000 personas han cruzado la frontera hacia territorio chino huyendo de estos combates, según informaron ayer las autoridades de Pekín.

Estas cifras elevan a 260.000 el número de personas desplazadas en todo el país a causa de conflictos armados y violencia sectaria, según la última estimación de OCHA. La organización cree que unos 60.000 desplazados internos se encuentran en áreas inaccesibles a la ayuda humanitaria, incluidos los del estado Rakhine pese a que las autoridades anunciaron el 15 de febrero el fin de la operación de seguridad.

Según OCHA, varios refugiados han regresado a sus hogares y las autoridades birmanas han permitido una reanudación progresiva de las actividades humanitarias pero estas siguen lejos del acceso anterior al asalto armado de octubre y a la operación de seguridad desplegada por el Ejército.

Varias organizaciones han denunciado todo tipo de atrocidades en esta campaña militar, incluidos asesinatos, violaciones y quemas de casas, en lo que la ONU ha señalado que podría considerarse como crímenes contra la humanidad.

Los combates en los estados Shan y Kachin, cerca de la frontera china, han causado entre noviembre y diciembre unos 150 muertos entre rebeldes, fuerzas de seguridad y civiles.

Siete guerrillas se han desmarcado del plan de paz que impulsa el gobierno birmano, liderado por la Nobel de la Paz, Aung San Suu Kyi, pese a que el Ejército -que dispone de amplios poderes y control sobre el gobierno civil- mantiene su ofensiva.

Una mayor autonomía es la reivindicación principal de casi todas las minorías étnicas de Birmania, incluidos chin, kachín, karen, kokang, kayah, mon, rakáin, shan y wa, y que juntas representan más del 30 por ciento de los 48 millones de habitantes del país.


Fuente:  – Bangkok  www.eldiario.es/politica/Cerca-desplazados-conflictos-armados-Birmania_0_620837954.html)

Fundación Colabora Birmania ​​ · G-87136826 · Concepción Jerónima 22, 28012, Madrid · Espacio cedido por la agencia BtoB · © 2015 Colabora Birmania

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR